Hay mucha desinformación en cuanto a las penalizaciones de Google. El más de común es confundir una actualización del algoritmo con una penalización.

Actualizaciones de como “Penguin” o “Panda”, en realidad no son penalizaciones; son algoritmos. Los algoritmos están basados en un conjunto de cálculos y reglas para arrojar los resultados deseados de forma automática.

En el caso del Pingüino y el Panda, el objetivo final de Google es recompensar en los resultados de búsqueda a aquellos sitios web que cumplen con sus estándares de calidad, según lo definido por las directrices de Google para webmasters.

Google también emplea revisores humanos cuyo objetivo es revisar y calificar manualmente los sitios que no cumplen con los estándares de calidad de Google.

Estar en el lado equivocado de un algoritmo, puede conllevar una sanción, y el resultado puede ser un enorme y, a veces devastadora pérdida de tráfico orgánico.

Es importante entender la diferencia entre tener un sitio web afectado por una penalización manual y el cambio de un algoritmo importante, pues determina cómo proceder en términos de desarrollar una estrategia de recuperación.

La diferencia más notable entre una sanción y un evento algorítmico es la necesidad de oportunidad de interactuar directamente con Google.

Un sitio web que haya sido penalizado por Google recibirá un informe de acción manual por medio del Google Search Console. Existe una solicitud de reconsideración para explicar los orígenes del problema, así como su resolución. En Agencia SEO Madrid, realizamos recuperaciones de sitios que hayan sido afectado por penalizaciones de Google.

Sin embargo, cuando hemos sido afectados por un cambio de algoritmo de Google, no hay posibilidad ni necesidad de presentar una solicitud de reconsideración, que nos permita escapar de esa actualización.

En este artículo, nos centraremos en las sanciones manuales y los pasos que hay que llevar a cabo para la recuperación:

Cloacking y redireccionamientos disimulados

El cloacking es el acto de mostrar diferentes páginas a los usuarios que las que se muestran a los buscadores. Los redireccionamientos disimulados envían a los usuarios a una página diferente de la que es mostrada a Google. Ambas acciones violan las directrices de Google.

Esta penalización tiene dos formas:

  • Penalización parcial: afecta a partes del sitio web.
  • Penalización total: afecta a todo el sitio web.

Solución

  1. Acceder a Google Search Console > Rastreo > Explorar como Google, y a continuación explorar las páginas de las partes afectadas del sitio web.
  2. Comparar el contenido del sitio web con el contenido obtenido por Google.
  3. Resolver cualquier variación entre las dos para que terminen siendo las mismas.
  4. Comprobar todos los redireccionamientos y eliminar aquellos que:
  • Envié a los usuarios a un destino inesperado.
  • Redireccione condicionalmente (es decir redirigir a los usuarios procedentes de una determinada fuente).
  • De lo contrario son “redireccionamientos disimulados”.
  1. Después de corregir estos problemas, presentar una solicitud de reconsideración.

Estos tipos de redirecciones suelen crearse mediante complementos de CMS, que pueden estar en el archivo .htaccess o pueden escribirse en JavaScript.

Cloacking: primera infracción gratuita de clics

Este tipo de penalización se aplica a aquellos sitios web que muestran contenido completo a Google, sin embargo, restringen el contenido visible para los usuarios, en concreto a los usuarios procedentes de los servicios de Google de acuerdo con la política de primer clic gratis de Google. Un sitio web no cumple con la política si requiere que los usuarios se registren, se suscriban o inicien sesión para ver el contenido completo.

Esta penalización viene en dos formas también:

  • Penalización parcial: afecta a partes del sitio web.
  • Penalización total: afecta a todo el sitio web.

Solución

  1. El contenido que es mostrado a los usuarios procedentes de los servicios de Google debe ser el mismo que se muestra a Google. Se debe realizar las modificaciones necesarias para cumplir con los requisitos.
  2. Presentar una solicitud de reconsideración después de arreglar el problema.

Utilizar la política de Google primer clic gratis. Permitir que los usuarios vean un artículo completo en el sitio sin registrarse, suscribirse o iniciar sesión al proceder de los servicios de Google.

Imágenes encubiertas

El cloacking también se aplica a las imágenes. Por ejemplo, se puede servir imágenes que:

  • Se oscurezcan por otra imagen.
  • Sean diferentes a la imagen servida
  • Redireccione a los usuarios a una imagen diferente.

Todo esto sería considerado como encubrimiento de imágenes.

Solución

  1. Mostrar exactamente la misma imagen a Google que los usuarios del sitio web.
  2. Una vez arreglado el problema, presentar una solicitud de reconsideración.

Comprobar si se ha instalado algún complemento que esté creando un problema de disimulación de imágenes.

Sitio hackeado

Los hackers están constantemente buscando avances en WordPress y otros sistemas de administración de contenido para inyectar contenido y enlaces maliciosos. Esto a menudo es difícil de encontrar y arreglar.

Cuando Google recoge una notificación que indica que un sitio web ha sido hackeado, éste es clasificado en un clúster de páginas afectadas por ataques de hacking. Esto a menudo suele conducir a una degradación en los resultados de búsqueda orgánica.

Solución

  1. Ponerse en contacto con su proveedor de hosting.
  2. Poner en cuarentena el sitio web para evitar más daños.
  3. Utilizar Google Search Console para identificar el tipo de ataque.
  4. Evaluar el daño; si es spam o malware.
  5. Identificar la vulnerabilidad para averiguar cómo accedió el hacker.
  6. Limpiar sitio web para cerrar la vulnerabilidad que permitió el ataque.
  7. Solicitar una revisión a Google y solicitar reconsideración del etiquetado de pirateado.

Se deben realizar copias de seguridad a menudo y mantener limpio el sitio web. Instalar las funciones de seguridad del sitio web.

Keyword Stuffing y texto oculto

Si Google ha descubierto que un sitio web es culpable de utilizar texto oculto o relleno de palabras clave, será penalizado por infringir las directrices de Google.

Tiene dos tipos de penalización:

  • Penalización parcial: afecta a partes del sitio web.
  • Penalización total: afecta a todo el sitio web.

Solución

  1. Acceder a Google Search Console > Rastreo > Explorar como Google, y a continuación explorar las páginas de las partes afectadas del sitio web.
  2. Buscar el texto oculto o de relleno.
  3. Eliminar cualquier rastro de texto oculto o de relleno.
  4. Presentar solicitud de reconsideración después de corregir estos problemas.

No confunda el contenido oculto con pestañas ni menús desplegables de JS. En un mundo cada vez más móvil, son formas perfectamente aceptables de agregar contenido a una página.

Spam

A diferencia de las otras penalizaciones, nadie puede alegar ignorancia ante esta práctica. Este tipo de penalización afecta a los sitios web que participan agresivamente en una combinación de técnicas de spam, incluyendo el uso de automatización de contenidos, contenido scrapeado y encubrimiento, entre otras violaciones flagrantes de las directrices para webmasters.

Tiene dos tipos de penalización:

  • Penalización parcial: afecta a partes del sitio web.
  • Penalización total: afecta a todo el sitio web.

Solución

  1. Si es la primera vez que recibe una sanción, actué y cumpla con las directrices de Google.
  2. Presenta una solicitud de reconsideración, una vez haya sido arreglado el problema.

Si no es la primera vez que recibe una sanción, comience de nuevo con otro sitio web, pues es altamente improbable que Google le vuelva a dar otra oportunidad después de romper su confianza.

 

Spam en marcado de datos estructurado

Si no sigues las directrices de Google en cuando a los fragmentos enriqeucidos y el contenido de marcado es invisible para los usuarios o el marcado de contenido es irrelevante o engañoso, será penalizado.

Hay dos tipos de penalizaciones:

  • Penalización parcial: afecta a partes del sitio web.
  • Penalización total: afecta a todo el sitio web.

Solución

  1. Actualizas el marcado existente o eliminar cualquier mercado que infrinja las directrices de los fragmentos enriquecidos de Google.
  2. Enviar una solicitud de reconsideración después de realizar dichos cambios

Se debe resistir a la tentación de sucumbir al spam en los fragmentos enriquecidos; Es recomendable seguir las directrices de Google y así evitar sanciones.

Thin Content

Las páginas de baja calidad o con poco texto que suele ser afectada con esta sanción, suelen ser:

  • Contenido generado automáticamente
  • Páginas de afiliados con descripciones procedentes de los fabricantes, sin valor añadido y/o sin información única.
  • Scrapear contenido de otros sitios web
  • Post de invitados en blog de baja calidad

Hay dos tipos de penalizaciones:

  • Penalización parcial: afecta a partes del sitio web.
  • Penalización total: afecta a todo el sitio web.

Solución

  1. Identificar y eliminar el contenido generado automáticamente.
  2. Identificar las páginas de afiliados que no aporten valor añadido más allá de lo que el fabricante ofrece. Eliminar dichas páginas.
  3. Detectar el contenido duplicado. Quitar o reemplazar dicho contenido.
  4. Identificar el thin content. Añadir contenido relevante.
  5. Presentar una solicitud de reconsideración después de solventar los problemas.

Es recomendable invertir tiempo y recursos en crear contenido que sea único, útil y de calidad

Enlaces no naturales

De lejos, la penalización más común. La raíz de la causa es siempre la misma: compra de enlaces para impulsar la clasificación en la SERPs. Esta es un clara violación de las directrices de Google para webmasters.

Solución

  1. Descargar los backlins desde Google Serach Console
  2. Auditoria de esos enlaces para identificar cualquier violación de las directrices de enlaces.
  3. Quite o agregue el atributo rel=”nofollow” a los enlaces no conformes.
  4. Desautorice cualquier vínculo que no pueda eliminar o añadir dicha etiqueta.
  5. Envíe una solicitud de reconsideración después de haber limpiado su perfil de enlaces.

Se debe invertir tiempos y recursos en la construcción de enlaces de manera correcta.

Conclusión

No puedes jugar con Google. Si deseas crear una reputación web sostenible, se debe conocer, comprender y seguir las directrices de Google para webmasters.

Resista a la tentación de engañar, ahora más que nunca, el posicionamiento SEO es una maratón y no un sprint.